Proyecto Entrevista - El caso H. Nilo - Santiago de Chile

9:43 PM

Estimado Humberto Nilo,

Esta entrevista trata de documentar tu caso como ejemplo de una controversia en el medio de la cultura chilena, del desvio de la jusiticia y libertad de expresión.
En el pasado te apoye con el colectivo AUMA cuando tuviste graves problemas con la Facultad de Artes de la Universidad de Chile, 1998, aplicandote medidas legales, que fueron creadas durante la dictadura militar, por sectores aparentemente progresistas, hoy en dia premio nacional de arte o director de un museo de arte contemporaneo.

Para dejar en claro nuestra historia, que puede ser importante en recrear nuestra cultura en Chile con identidad y más verdad, te pido contestar la siguiente pregunta.
Me recuerdo como estudiante de arte, cuando uno empezaba a averiguar informacion sobre la actual historia del arte contemporaneo de Chile, cuales de los profesores trataban a pesar de las circunstancias de represion hacer un arte de vanguardia, me contaban de tu obra de "La Silla", puesta al frente del Museo del Bellas Artes.


Cuentame algo sobre esa silla, que destruyeron y echaron abajo hacia el rio mapocho por alla en los años 80.



Eras parte de un movimiento o generacion ? Ya formabas parte de la planta academica de la Facultad de Artes de la Universidad de Chile ?

You Might Also Like

13 Kommentare

  1. hans, te escribe felipe vilches.
    Nilo me abandono -desde el punto de vista critico- y merece que lo retes por wea. te felicito que este en la gesta del arte con brio y con tantos contactos. Llevamos la pulsacion a todos lados. te agradezco.
    Felices pascuas y feliz año nuevo.
    Un abrazo y comunicate a mis blogs:
    ostanes.blogspot.com
    guionistadetakilleitor-desiderio.blogspot.com

    tu amigo Felipe V.

    ReplyDelete
  2. Hola Felipe,
    gracias por tu comentario.
    A que te refieres "Nilo" te abandono desde un punto de vista critico ?

    Conociste la obra "La Silla" en ese tiempo, tienes material o memoria que aportar?

    Gracias,

    Hans

    ReplyDelete
  3. Desde el punto de vista critico no trabajo mas los temas conmigo sino que se dedico a hacer puras clases.
    Escribi 5 veces sobre sus conceptos:
    dos veces Bienal Sao Paolo, Juan Fernandez, revista Bajo Cuerdas y chileno Norteamericano.

    ReplyDelete
  4. Estimado Felipe Vilches,

    estaría muy interesado, si podrias proporcionar aqui un escrito sobre "La silla" de Humberto Nilo.

    Si uno toma el camino de una entrega al arte que conlleva una dialectica, es múy dificil de vender el arte y al artista, no le quedan muchas opciones en ganarse la vida.

    La vía academica es una de ellas, y muchas veces más sincero, que adaptarse a un pseudo-mercado manejado en Chile por circuitos de la alta clase social, que en los tiempos de H. Nilo, cuando el tenia abierto el camino, estaba ligada a la dictadura y más bien, financiandola, asi siendo responsable de este oscuro capitulo de nuestra historia.

    Pero incluso en su caso, como no estaba en uno de los partidos de la izquierda, que manejan por el otro lado desde el cambio a la democracia la cultura, ni siquiera ha podido desarrollar en la Universidad de Chile, una propuesta academica.

    Claro, tu puedes escribir, eso no tiene nada que ver con el noble espiritu del arte puro, pero si, tiene que ver, como sectores dominan el arte, por intereses particulares de poder, sin juicio del valor inherente que puedo tener la obra o la propuesta.

    Un abrazo desde ele invierno y l anoche en Hamburgo.

    Hans

    ReplyDelete
  5. Hans has comentado 2 aspectos voraces sobre Nilo: 1) sobre su papel prudente e independiente en la Dictadura, considerando su gesta o produccion como financiando un espacio y 2)la ninguna propuesta academica.
    Fuertes juicios porque se independizo completamente. El simbolo d elas Sillas es del porte de la muralla china.
    Si tienen un error de juicio, que me gustaria que lo medites: "escribir, eso no tiene nada que ver con el noble espiritu del arte puro," Meditalo.Shakespeare Cortazar te ahorcarian ya que rebajas la escritura que en si es la gran pintura de la civilizacion.

    ReplyDelete
  6. LA CURATORIA IMPREVISTA.
    Por Felipe Vilches Rubio
    O el Destino del Comisario del Arte.

    Hace mucho tiempo el Director del MAC, el artista Francisco Brugnoli señalo en el Centro Cultural de España que las curatorias de arte las hacen - hoy por hoy- los artistas mas que los “comisarios” designados por el mundo académico, recordó a los directores de Bellas Artes en este camino ordenador. Destaco que el cambio del nombre de comisario a curatoría - bajo el chiste- se hizó porque constituía su uso de mal gusto del régimen militar.
    Lo común: las curatorías igualmente hacen de “comisario” de afinidades estéticas, del gusto plástico y del momento de los jóvenes. La selección de los artistas decomisa al excluido y este es dejado atrás en el tiempo.
    No era un capricho cuando los artistas tomaron las oportunidades de convocar y dirigir una selección de sus iguales, se hizó porque se curaban entre ellos.
    La artista Ximena Zomosa, - actuando de curadora - recordó el espacio que perdió la cultura en la transformación de La Posada del Corregidor. Estaban contentos con la publicación del Catalogo – la calidad del diseño por Ediciones 8 libros-, y porque se teorizaba en medio de la diversidad de obras nuevas - de jóvenes y no tan jóvenes en el medio, que expusieron en el Centro Español de Cultura: Frigerio-Carrión-N.Gonzalez, Felix Lazo y Gonzalo Mezza.
    El trabajo teórico se considera fragmentado dentro de lo efectivo y sorpresivo de una reflexión que rastrea la situación crucial del Curador - trabajos de Justo Pastor Mellado-, en las recopilaciones, esta la tarea de composición de las “grandes sensibilidades jóvenes”, que disecados en la clasificación viven el intercambio con España. Quizá se reúnen por un espíritu más efectivo del colectivo, el curator Ricardo Loebell apela a un sentimiento más profundo -, que establece la relación social en el generoso espacio del Instituto, en el cruce de Taller y la Exposición, y por supuesto, en el juego vivencial, allí lo realmente bueno y concreto para todos es la ejecución de los montajes.
    Me encontré con los diálogos posibles de este nuevo y creativo mosquitero de artistas, y dentro de los invitados estaba el artista Carlos Altamirano (Premio Altazor), que me confeso que poseía La Ninfa y el Fauno (Juan Domingo Dávila, 1974) antes del viaje a Australia de Dávila - que arrastra de faro de un glorioso pasado que poco se conoce.
    Le anticipo - y miro el look colorín de una joven expositora-, que tengo una Niña con Tutu, realmente extraordinaria, guardada y desconocida de Carlos Leppe, 1974. Coincidimos que tales obras son fantásticas y despues del “pronunciamiento y golpe” -y agregando la pintura Viejitos Queridos (Bororo70-80), ocupan el sentimiento de conmiseración propia de los mencionados en su sello bacón-académico. Son los sentimientos valerosos impregnados en las imágenes que proyectan el proceso posterior, que se torna confrontación plástica de fácil ejecución por la mejora de la unión de técnica y el oficio. Más que testimonios son cuerpos frágiles de la memoria caprichosa, que solo el destino junta, es la curatoria imprevista de las obras perdidas y recicladas!
    ¡Qué tipo de comisario es el destino de curador principal! Esto es un golpe de campana para las curatorias del presente, asunto que gusta a los jóvenes teóricos, para que tambien, en las retrospectivas plásticas busquen las obras desconocidas y perdidas, para que en los libros, las imágenes que veamos sean en la práctica, quizás mas personales, un buen antecedente biográfico y una fuente más concreta y más instintiva.
    Les aseguro, amigos, por el contenido manifiesto que estas imágenes que se expresan ahora, son las primeras impresiones de soledad y silencio, el dolor en que vivían los artistas. Estas imágenes inéditas en sí mismas, en su desconocimiento por todo público, son mezcla de creación vital y situación histórica.
    Ellas se ubican en la ciudad de Santiago, un no-lejano lugar, para su reencuentro feliz porque cualquier coleccionista desearía incluir en sus joyas latinoamericanas de arte.

    ReplyDelete
  7. Estimado Felipe,

    me refiera que tu podrias escribir en el sentido de opinar, que mis marcaciones del terreno del quehacer artistíco de Humberto Nilo no tienen que ver con el espirítu del arte. Es una ironía o quizas un sarcasmo mio, ya que brindo honor a las personas, en este caso Humberto Nilo, que a pesar de las circunstancias han seguido su camino de una manera coherente, lo que para mi es el arte mayor.

    Es obvio, que yo tambien, quien me considero poeta creo en la escritura, en el sentido de un lenguaje para comunicar un mundo más alla de lo cotidiano y indicar asi una utopia en otro espacio al conocido y establecido.

    ReplyDelete
  8. Hay mucho pasto teorico que cortar y agregar par hacer una narracion que tenga hitos reconocidos y fenomenos que marcan territorio propio. En el caso de"arte de transicion" lo ultimo al cambio de la transicion fue "Cambio de Aceite", presentacion generacion muy increible. Vi sus componentes, pero estaba la ironia del "corrimiento del aceite", esto implica, años de nada que pasan a ser años de algo. Pero se pierden unos sin data. Por ejemplo, lo que paso con Rodrigo Lira, en poesia y la idea de "el golpe los hizo veteranos de pronto".
    Otras palabras: correr el aceite es cambiarse el panorama estetico por resbalon temporal. Lo que comunique respecto al trabajo de Guillermo Nuñez y su regreso ceremonial.

    ReplyDelete
  9. Hans, he estado buceando el tema La Silla de Humberto Nilo (que hizo dos)y he encontrado que Nilo no ha dejado de actuar en su propuesta "matrixera" digital-global. Estoy configurando unos textos aprox. a un ensayo y me encuentro que la metafora que podria ser mas representativa, no tiene que ver con la accion misma de La Silla, y la salida de Nilo tiene que ver con la situacion critica que basico experimento el y sus colegas en desacuerdo con la proyeccion de la Escuela de Bellas Artes ante el regimen represivo. Algo asi se hace mas transparente, pero aun, la palabra de intencion, sueño del artista, es exclusiva del afectado, o sea Humberto Nilo. Solo que "Todo el Nilo esta en la palabra NILO": Umberto Eco!

    ReplyDelete
  10. Humberto Nilo,
    me conto una vez, que su obra de "La Silla" hacia referencía no solo al contexto de que tu estas indicando, sino que enmarcaba una critica a la situación actual de entonces y al rol que la dictadura militar le asignaba al arte: Un espacio de descanso y recreo para que todos estemos más felices.

    O dicho de otra manera:
    Estando la la crisis chilena en pleno auge, los artistas se toman vacaciones y descansan en su taller con una obra academíca tomando sol. Es esa ironia, que tomando casi un readymade de modelo, le toma el pelo a las artes bellas, lo que hace ser a Humberto Nilo una referencia historíca.

    Hay otra obra casi mitica de el y más desconocida, tambien censurada, que toma carne vacuna. Tu la conoces?

    ReplyDelete
  11. Hans " Las Tripas" y La Silla eran el referente provocador de Nilo que se podía interpretar de distinta manera, y se quizo aclarar con una entrevista que le hice en revista Bajocuerdas. Y entiendo que el Partido Socialista no constaba en su itinerario antirepresivo una performance artistica (instalación critica)de esta indole, por ello estaban enojados del desmarque de Nilo. Y este con sentido de humor y principio de lucha se puso su camisa gris, con un tunel tricolor en el Museo de Arte Contemporaneo.
    Las tripas se descompusieron y tuvieron que retirar, alguien habia roto el plastico con la intencion expresa que destilara el mas hediondo de los olores. Hans, los documentos graficos de la revista de las mande hace rato. El desmarque y lo que le dolia la soledad academica llena de proyectos criticos los alimentaba mate tras mate con leche en su oficina. Un samurai ronin que destinaba una sonrisa de cine rebelde con un buen peluquero y lectyuras nuevas. Asi la pasaba Nilo y con amenazas semanas y mensuales. Un ronin chilensis: loncotrara and tromen: cabeza perdida y atormentaba que busca justicia.

    ReplyDelete
  12. Hans, pronto te entregare textos cortos de la larga lista de la generacion de transicion del arte, que seria de los Ochenta+85 hasta la estampida a otros paises, ya sea becados, viajes privados, turistas, grupos de 4 y solitarios emprendedores de a 2. Aún asi, hay una actividad academica de apoyo a artistas y criticos que Nilo apòyo, fomento y se la jugo entre mate y mate. De pronto, ese hacer no esta reconocido- entre creatividad y sueños, la hizo en silencio pero habria que buscar. ¿I si no la cuenta el Nilo, para que pueden bailar los peces? Por ejemplo, el trabajo con la historia de Roberto Matta y Hernan Gazmuri. !Fue bajo las barbas del Nilo! Apoyo tb., otras acciones publicas desde la Universidad- Bueno el Nilo -tengo que reconocer- es una muralla china matrixera-digital: un COCOmon!!!

    ReplyDelete
  13. Nilo, amigo, hace tiempo que nadie escribe about you", pero lo mío es intrascendente, es solo emoción... La silla??, las guatitas""??. Fueron parte de nuestra vida presente del entonces, realidad pura.. Ahora, años después y siglos después (19 a 20) es diferente.,
    Hoy te veo canoso, guatón y sedentario...
    Hoy necesitamos tú impronta del "Decír algo".. Olvitate de los lafurcades y de los milicos..
    A propósito, tengo el Los Vilos la portunidad de una Sala enorme, el Bodegón Cultural, de Colvin y Cía... Está en onda... Y yo pronto a publicar mi primer libro..
    Un abrazo amigo, no te olvides por pasar por http://fishflounder.blogspot.com
    Luis Sepúlveda (El otro)

    ReplyDelete

Cross of south

Cross of south
Painting on wood, 150 x 150cm, 1994

Follow me

Twitter @hansbraumueller

Google+ Followers